Perspectivas N°3-2019

Fecha:12/06/2019
Lugar:Ciudad de Guatemala

Portada_Elecciones_GuatemalaDescargar Publicación AQUÍ

El mapa político guatemalteco presentaba hasta finales de abril, dos proyectos políticos donde contendían las fuerzas reformistas y el proyecto conservador con nexos con estructuras ilícitas enquistadas en el sistema político. Esto, en medio de una guerra jurídica que ha mantenido un alto índice de incertidumbre sobre la legalidad de varias de las candidaturas.

Sin embargo, pocas semanas antes de las elecciones la justicia constitucional aplicó una suerte de depuración judicial, que reconfiguró el escenario electoral.

Los fallos recientes de la justicia constitucional guatemalteca simbólicamente ponen fin al ciclo de reformas políticas progresistas que experimentó el país en los últimos cuatro años y quedó – con la cancelación de la inscripción de la ex fiscal Thelma Aldana - anulada la opción con más probabilidades de llevar al poder a las fuerzas políticas transformadoras que se gestaron luego de las grandes movilizaciones ciudadanas.

El tema de fondo en el actual proceso electoral, que probablemente se cierre en una segunda vuelta –agosto 2019-, es que deja la vía libre únicamente a los sectores políticos y a sus distintas expresiones electorales que no apuestan por la continuidad del proceso de transformaciones del sistema político guatemalteco y el legado reformista post 2015.